La consulta preconcepcional consiste en evaluar el estado salud de la pareja, reunir la mayor información acerca de los mismos, realizando una minuciosa historia clínica,evaluando antecedentes familiares, edad de ambos, antece-dentes personales, grupo sanguíneo y factor Rh de cada uno.

Hay enfermedades como las infecciones vaginales, como Candidiasis Vulvovaginal a repetición; cultivos positivos a Chlamydia Trachomatis, Estreptococo u otras enfermedades que ponen en riesgo un embarazo, así como hábitos que ponen en riesgo con malos resultados del embarazo (Abortos espontáneos, partos prematuros, retardo del crecimiento fetal intrauterino, malformaciones fetales etc.) las cuales hoy, la medicina moderna, debemos diagnosticar para manejar antes de que la paciente quede embarazada. El propósito de la misma es descubrir los factores de riesgo que potencialmente podrían complicar el embarazo, eliminarlos y/o controlarlos para disminuir el riego o daño que estos puedan ocasionar.


Factores de riesgo son.

- sobrepeso.

- tabaquismo.
- alcoholismo.
- consumo de drogas.
- ingesta de medicamentos.
- antecedentes genéticos en familia.
- enfermedades previas no tratadas adecuadamente como hipertensión, diabetes.


Todas las mujeres en edad fértil pueden tomar medidas desde antes de la concepción para aumentar sus probabilidades de tener un bebé sano. Estas medidas incluyen tomar la vitamina "B" llamada ácido fólico diariamente, adoptar hábitos sanos y realizarse un examen médico antes del embarazo. Actualmente se cuenta con mucha experiencia en la importancia del ácido fólico en la prevención de alteraciones genéticas.


Si se toma antes y durante los primeros meses del embarazo, el ácido fólico puede ayudar a prevenir defectos congénitos graves en el cerebro y en la columna vertebral (llamados defectos del tubo neural o NTD), y posiblemente otros defectos congénitos también (como defectos cardíacos, labio leporino y fisuras del paladar).Debido a que muchas de las etapas fundamentales en el desarrollo de un bebé tienen lugar antes de que la mujer sepa que está embarazada, tomar estas precauciones permite reducir al mínimo el daño que puedan producir al bebé ciertas infecciones, enfermedades, deficiencias nutricionales y riesgos ambientales.


La dosis diaria de ácido fólico es de 400 microgramos o 4 gm por semana. También se puede recibir a través de la dieta de los alimentos ricos en folatos (las formas naturales del ácido fólico que se encuentran en los alimentos) incluyen jugo de naranja, verduras de hoja verde, legumbres o frijoles, cacahuates y productos de grano integral. Los cereales fortificados, los productos de grano enriquecido y las vitaminas contienen una forma sintética de ácido fólico que es más fácil de absorber para el organismo que la forma natural. Se sugiere mínimo 3 meses de consumo de ácido fólico antes de la concepción.

 


Los estudios que se sugiere en la etapa preconcepción son:


1. papanicolou
2. ecografía pélvica
3. confirmar inmunidad contra rubéola, hepatitis y/o alguna otra enfermedad infecciones.
4. exámenes de laboratorio

 

Lo más importante es acudir con su médico mínimo tres meses antes para una asesoría para lograr un embarazo sano para que al final tenga su hijo sano en sus brazos y usted quede también sana.



 
 



Curriculum - Nuestros Servicios - Ubicación

Asesoría Pre-Concepcional - Anticoncepción - Control Prenatal - Esterilidad - Problemas Ginecológicos
Incontinencia Urinaria - Clinica de Displasias - Menopausia - Parto en Agua - Novedades - Ecografía 4-D

 

 


Este sitio requiere Flash Player 8 o superior, Click Aqui para descargarlo.